miércoles, 26 de abril de 2017

Descubrirse es la intención

Después de los tres años descubrirse resulta formidable para niños y niñas en especial si les acercas referentes que aludan a otro tipo de vida. Cuando los pequeñitos contactan con otro tipo de vida para ellos es una experiencia inolvidable porque perciben con tremenda nitidez el latir de otra vida, descubren que no son iguales a ellos, un contacto basta para que él bebe inicie a sentirse, descubrirse, establezca referencias entre el y lo que tiene enfrente, es tal su asombro cuando miran, sienten o tocan a otro Ser que les produce sensaciones indescriptibles incluido el miedo situaciones que puedes aprovechar para favorecer la confianza en ellos. Y si te propones crear situaciones de este tipo crearas acercamientos que lleven al niño por un lado auto descubrirse y por otro lado a desarrollar sensibilidad y el respeto hacia otro Ser.