miércoles, 18 de abril de 2012

buscando semillitas


Aprender no necesariamente requiere de la formalidad que conocemos. El niño aprende en cualquier momento como ya lo he expresado en muchas ocasiones.  Por lo que hoy aprovechare para compartirte otra forma para participar con el niño a la vez que consume una deliciosa fruta
Se trata  de proveerte la fruta que agrada al niño y aprovechar el momento de consumirla para estimular al bebe. Por ejemplo si es un trozo de sandia, en cuanto el niño la va consumiendo obviamente que vas retirando las semillitas de la sandia, pues te sugiero que esas semillitas las vayan colocando en un platito con ayuda del niño. Y por cada semillita que se encuentre el niño invita a colocarla por el mismo en el plato. Cuando ha terminado de comer, será hora de jugar con las semillas. Es decir tomar una a una e irla colocando en otro plato y que conseguimos con esta acción. Primero el niño aprende lo que se come y lo que no se come de una fruta. Segundo Al comer la fruta lo sensibilizas para encontrar semillas. Y finalmente aprovechas las semillas para estimular sus deditos. Y aunque lo sientas tedioso, el acto de tomar semillas una a una es una fabulosa oportunidad para el control motor fino.
Sera un bebe desarrollando habilidades finas, fabuloso acto que lo prepara para su futuro escolar…enhorabuena